jueves, 18 de diciembre de 2014

Año 2014: resumen en imágenes de nuestro trabajo

   Y es que aunque no hemos podido incluir todo, os dejamos un resumen en imágenes del trabajo que hemos ido realizando en este 2014. Posiblemente, uno de los años donde mayor esfuerzo ha requerido, donde la implicación del equipo ha sido evidente y la lucha por mantenerse al pie del cañón en estos tiempos requiere dejarse parte de uno en cada trabajo. Por ello, queremos que seáis testigos de nuestro día a día, mes a mes... hasta dar por terminado este 2014. 


video


Nos vemos en 2015... 

Cuidando la fauna del huerto del patio del cole: CEIP La Asunción

   Todos los alumnos del centro escolar del CEIP Nuestra Señora de la Asunción continúan realizando labores en el huerto de su patio que se ha iniciado dentro de la Red de Huertos escolares, proyecto comenzado desde la Universidad de Salamanca. 

   A comienzos de octubre realizaron desde Infantil a Primaria plantaciones y siembras para el periodo de invierno, habas, ajos, cebollas, judías y abono verde. Una actividad en la que todos participaron y se les fue comentando las necesidades de las plantas para su crecimiento y la diferencia entre los cultivos de invierno y verano. 


























   Durante una segunda jornada en diciembre hemos trabajado la fauna que rodea el huerto con la fabricación de cajas nido por el ciclo de 5º y 6º y comederos con el primer y el segundo ciclo. 














Fueron los más pequeños del cole, el ciclo de Educación Infantil, los que se encargaron de rellenar los comederos con restos de pan que trajeron algunos de los alumnos desde sus casas y colgarlos en los árboles que alberga el patio del centro.


Ellos mismos con ayuda del equipo docente han conseguido elaborar un espantapájaros que ya preside los bancales. Esperamos que respeten el trabajo de los chicos y no se produzcan acciones de vandalismo.




Continuaremos con las actividades en el nuevo año, con más plantaciones, semilleros, observación de fauna y con la motivación y el entusiasmo que los chicos añaden.























lunes, 17 de noviembre de 2014

Voluntasoto: compromiso ciudadano por la biodiversidad

Más de 40 personas vivieron el pasado sábado, 15 de noviembre de 2014, una jornada de voluntariado en la Isla del Soto, en Santa Marta de Tormes. La jornada pertenecía a la fase práctica de los alumnos del curso de "Monitor de Educación ambiental especialista en Voluntariado ambiental" que tras su fase teórica llegó el momento de ponerlo en práctica y organizar ellos mismos un voluntariado. Y sin lugar a dudas, ha resultado exitoso, alrededor de 40 personas entre jóvenes y familias de Santa Marta, acudieron a la cita. 


Álvaro junto a su madre plantando un saúco. 



Uno de los grupos con sus plantones preparados.


Las acciones tenían por objetivo favorecer la biodiversidad de la Isla del Soto, isla fluvial del Tormes de 13 Has. cuyo estado de conservación hay que mantenerlo de forma constante y es visitado a diario por los vecinos. Para ello, se hizo una plantación de arbustivas, saúco, endrino y escaramujo, donde nuestros alumnos les comentaron a los voluntarios los aspectos relacionados con los usos tradicionales que se realizan con estas especies. Tras ello y provistos con bolsas de basura, se hizo una limpieza por las orillas de la isla y en zonas donde habitualmente se realizan botellones y dejan los residuos. El problema que se genera, es que el vidrio que se deja, se rompe, y los perros de los vecinos que acuden a pasear diariamente por allí, se ven afectados, ya que se cortan con ellos. Estas quejas se dirigieron directamente a los concejales del ayuntamiento, que estuvieron presentes durante la jornada, aunque realmente es responsabilidad de quien no recoge los residuos cuando acuden a la isla a disfrutar. 


Además la jornada terminó con la fabricación de cajas nido para herrerillo común y carbonero común. Niños y mayores elaboraron alrededor de 30 cajas nido que se colocarán en los árboles de la isla próximamente. 

Marina y Carmen, alumnas del curso, comentando los detalles para fabricar cajas nido.

Nos ha sorprendido la favorable reacción de los municipios, el interés y compromiso, no solo por asistir, sino por sus manifestaciones de permanecer pendientes de la plantación realizada y mantenerla a partir de ahora, por lo que felicitamos y agradecemos a todos los voluntarios. Así, sí. 

Parte del grupo de voluntarios durante la recogida de residuos


lunes, 27 de octubre de 2014

Continuamos con la Red de Huertos Escolares Comunitarios: CEIP Nuestra Señora de la Asunción: ¡Nuevo!

    Dentro de la Red de huertos escolares comunitarios iniciada el año escolar pasado desde la Universidad de Salamanca, con el CEIP Caja de ahorros como proyecto piloto, durante este año 2014-2015, se amplia la red con dos CEIP Nuestra Señora de la Asunción y CEIP Lazarillo de Tormes, ambos en Salamanca y que cuentan con una extensión en su patio para dedicarlo a la realización de un huerto donde los alumnos participarán de forma activa a lo largo del año. 

   La implicación del equipo docente de cada centro escolar, así como de las familias de los alumnos es imprescindible para el éxito del proyecto. Todas las partes han de colaborar desde las habilidades y recursos que se disponen para realizar actividades durante todo el año. Además, los alumnos de la facultad de educación y ambientales participan con talleres y actividades que les sirven como programa de prácticas a ellos mismos. Nuestra misión es el asesoramiento técnico y la ejecución de actividades con los escolares sobre agricultura ecológica . 



   Hemos comenzado durante las dos últimas semanas con el aporte de tierra vegetal y la realización de los bancales que acogerán nuestros cultivos. A partir de esta semana, los alumnos de educ. infantil y primaria del centro comenzarán con las primeras siembras y plantaciones de invierno.

   Os iremos comentando nuestros avances a lo largo de estos meses para haceros partícipes de la evolución del proyecto.


martes, 14 de octubre de 2014

Reserva de la Biosfera de Redes, voluntariado y custodia, nos vamos a Asturias

Entre la ronca berrea del venado, los lances del águila real sobre los rebecos y la impresionante Reserva de la Biosfera de Redes, más concretamente en el Valle de Arco, en el municipio de Caleao (Asturias), han transcurrido cuatro días en los que hemos participado como voluntarios en el Programa de Custodia del Territorio en Reservas de Biosfera del proyecto LIFE+ Urogallo cantábrico.

Han sido cuatro días de duro trabajo, en los que gracias a la coordinación de Óscar Prada y el buen hacer de Susana, Jesús, Alejo y Xuan se está logrando mejorar el hábitat para la recuperación del urogallo cantábrico.

Estos días, las actuaciones se han centrado en la mejora del pastizal para la concentración de herbivoría (herbívoros silvestres principalmente), eliminado mediante motosierra y desbrozadora piorno (Genista florida), amontonándola posteriormente para dejar libre el pastizal y favorecer la extensión del acebal, otra especie clave en su hábitat. En sinergia con la anterior, y una de las acciones con mayor incidencia en la alimentación del urogallo, es favorecer la extensión de las arandaneras en la orla supraforestal, pues como consecuencia de la pérdida del ganado extensivo en el monte, se está viendo reducida su densidad por la extensión del brezo (Erica sp.) y el tojo (Ulex europaeus). Para ello, los trabajos de desbroce selectivo es la mejor forma de lograr crear espacio vital para el desarrollo y colonización del arándano, pero las fuertes pendientes hacen que el trabajo sea fatigoso.

Como nos alojamos en las casi olvidadas cabañas de pastores, presentes en las majadas que tiene Arco, también cubrimos otro objetivo, que es la limpieza y conservación de estas joyas arquitectónicas, alguna con más de cien años en pie. Hasta ellas, todo el material, maquinaria, combustible, comida y enseres personales se ha desplazado primero en todo terreno, después en tractor y por último porteando a mano y en macutos.

Tarea imprescindible es involucrar y hacer partícipes a los habitantes de la zona, y casi como un milagro aparecieron Alejo y Jesús, biólogo e ingeniero de montes respectivamente, enamorados de sus valles, comprometidos con el territorio y buenos guardianes, pues su objetivo es quedarse en su pueblo y lograr vivir de los recursos agroforestales.

Allí permanecerán trabajando hasta mediados de noviembre aproximadamente, junto con Xuán, sabio montañes y apasionado de su tierra y sus costumbres, en la mejora y conservación del territorio para que esos últimos gallos puedan volver a ocupar viejos cantaderos y lograr recuperar la especie.


Unos días en los que se ha compartido esfuerzo, ideas, proyectos, grata convivencia y buen hacer.

martes, 7 de octubre de 2014

INTERVENCIÓN DE VOLUNTARIADO AMBIENTAL EN RIVERA DE CAÑEDO



Fundación Tormes-EB ha realizado el pasado 5 de octubre una intervención de voluntariado ambiental en el municipio de Ledesma dentro del proyecto Puesta a punto de la Rivera de Cañedo incluido en el Programa Playas, Ríos, Voluntariado y Custodia del Territorio, con el apoyo del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, a través de la Fundación Biodiversidad.





Alrededor de 50 jóvenes voluntarios participaron en las labores programadas en la Rivera de Cañedo a su paso por Ledesma guiados por los técnicos de la Fundación Tormes. Acciones, siempre necesarias como la limpieza de residuos sólidos urbanos, que por increíble que parezca, sigue siendo necesaria en los cauces fluviales de nuestra provincia. Además se trabajó con los voluntarios en la eliminación de especies vegetales, de origen exótico e invasor en nuestro territorio. En este caso, se trataba de la planta popularmente conocida bardana (Xanthium strumarium) extendida por la ribera y cuya dispersión mediante semillas resulta enormemente alta. Y como fomento de la biodiversidad, se plantaron cerca de 90 ejemplares de saúco, una especie arbustiva de ribera, que ayuda a fijar las orillas del río, sus frutos alimentan a las aves paseriformes de los bosques de ribera y reserva potenciales usos medicinales. 

Con estas iniciativas se da continuidad a las labores de conservación del medio natural en nuestra provincia de una manera desinteresada. Cualquier persona puede colaborar en este tipo de proyectos y contribuir a mejorar los paisajes naturales salmantinos. El proyecto continuará con una nueva jornada durante el mes de octubre, todos los interesados en participar, pueden enviar un correo electrónico a contacta@fundaciontormes-eb.org.


lunes, 6 de octubre de 2014

Por una Plaza del Oeste peatonal



El Barrio del Oeste tiene un largo curriculum de retos y logros. Muchos recordarán sus luchas “por salir del barro”, cuando las calles no estaban asfaltadas y los día de lluvia lo convertían en un campo de batalla de la I Guerra Mundial. Otros tantos pueden rememorar el origen del rastro de Salamanca, cuando lo iniciaron sus vecinos montando los primeros puestos. Luego se convertiría en un fenómeno de masas que saturaría las calles y obligaría a desplazarlo.

También se da otro hecho de referencia como fue la colocación del primer contenedor de papel y la primera campaña de separación en origen en el año 90, en la que estuvimos implicados unos pocos voluntarios.

Enumerar por tanto la secuencia de éxitos nos llevaría un buen rato hasta llegar a hoy, hasta estos meses, hasta el último año donde de nuevo el barrio se regenera. Envidiable y loable.

La metamorfosis del paisaje urbano está siendo espectacular. Y utilizo con intención la palabra metamorfosis pues los edificios, paredes, puertas…en fin, el decorado de edificaciones varias se ha transformado en una galería al aire libre, en escenarios para la música o infinidad de actividades multiculturales.

[Img #119568]
Es difícil seguir el ritmo a todo lo que sucede. Uno puede hacerse una idea rápida y sintética entrando en el perfil de Facebook de ZOES. Allí vera cómo se dinamiza económica, social y culturalmente un barrio. Destaco el aspecto económico, ya que los empresarios de la zona se están moviendo cómo uno más para dar vida a sus negocios y, a la vez, se están abriendo otros nuevos, más loable aun. Destaco el caso de mi amigo de infancia Paco Romo, que reabre el Bar el Malabar convertido en cita de música en directo. Apuesta por un barrio y no por el centro de la ciudad… eso es emprender.

No sé hacia dónde evolucionará este viento, pero cada vez son más los universitarios que quieren vivir en la zona por su vitalidad, y uno se empieza a encontrar turistas visitando los edificios engalanados de arte altruista. Creo que es necesario incluir este recurso cultural dentro de las ofertas de turismo de la ciudad, orientado a visitantes que quieren nuevas experiencias.

Cierro estas líneas con una propuesta que puede chocar: la peatonalización de la Plaza del Oeste. Con todos los problemas que puede generar de reordenación del tráfico, es a mi modo de ver un paso más en la calidad de vida del barrio. Sin ningún otro espacio abierto, sin zonas verdes, sin respiraderos de tranquilidad, convertirla en una auténtica plaza pública, del público de los vecinos, ágora de conversación y sosiego, sería una mejora sustancial, a mi modo de ver, de la convivencia. Por supuesto contando con el consenso y opinión de los vecinos del barrio, que son los actores de esta agradable historia.

En síntesis, hay que seguir mirando a este barrio, a las gentes que lo mueven que son muchos. Todos ellos representados por Inma Cid, mujer comprometida y cara visible del barrio que es la imagen de todas y todos los que están haciendo realidad un proyecto. Felicidades y a seguir.






lunes, 29 de septiembre de 2014

Más Tormes, 23 años después


Recuerdo a comienzos de los 90 la presentación de un proyecto que daría luz al Tormes. Era el Alcalde de entonces Jesús Málaga y el Concejal de Medio Ambiente, José María Francia, quienes hacían los honores. Era un proyecto muy apropiado para aquellos años. Cargaba sus objetivos sobre esas salmodias de “no vivir de espaldas al Tormes”, “integrar los barrios trastormesinos”, “hacer del río un espacio público de los salmantinos”… En fin la léxica liturgia de este río que se repite cada lustro.


Entre las obras que destacaban pudimos escuchar largas zonas de paseo, nuevas zonas verdes (una redundancia), incluso un auditorio al aire libre. Todas actuaciones con una alta carga hacia el uso por parte del ciudadano. La propuesta fue unívoca, es decir, en el único sentido de la propuesta cerrada y escrita hacia el salmantino. Entonces la participación ciudadana tenía otras palabras y otras herramientas que la definían, con resultados muy parecidos a los actuales.

Ahora 20 años después tenemos MÁS TORMES, una propuesta del siglo XXI en la búsqueda de objetivos afines. En esta ocasión es un proyecto que también se adapta al momento socio - ambiental. Integración social, cientos de huertos, educación a través de programas y centros de interpretación, más carril bici, conectividad entre barrios, nuevas tecnologías… una letra muy interesante sobre una melodía conocida.

Esta es una versión 2.0. Habrá consulta a los grupos de interés social, a partir de un proyecto ya diseñado pero abierto a mejoras. Una propuesta digna de ser financiada desde el Programa URBAN que llevará una maceración lenta. Una propuesta que ha de hacerse bajo el respeto a lo ya existente, actuando sobre un cauce vivo, donde los integrantes de ese paisaje ribereño no son mobiliario urbano que se puede eliminar y sustituir. La restauración de una ribera es una operación quirúrgica que requiere mucha templanza con el movimiento del bisturí. Actuar sobre un río puede tener consecuencias insospechadas, algo sé de ello.

Que conste que me gusta cómo suena el proyecto, como me gustó e impresionó aquel otro cuando tenía 20 años. El problema es que ahora tengo algunos más y la experiencia desalentadora de unos cuantos proyectos que durmieron en los cajones de un despacho. Al de los 90 es lo que le pasó. Pero si vemos la parte positiva, tenemos un Tormes mejor a día de hoy.

Salamanca es una ciudad que debe consagrase al río que le dio origen. Si vemos una imagen aérea de la ciudad, es la femoral verde que nos atraviesa por el sur. Todo lo que veamos en el reflejo de sus aguas es la síntesis de nuestra concepción de la ciudad. Bajen y miren al río, lo que flota, lo que se hunde, lo que lo perfila, lo que lo dibuja y lo que se dibuja. Somos la ciudad que vemos. Esta apuesta puede ser una nueva percepción de la ciudad a través de sus riberas.¿Será?



La esperanza es verde…

jueves, 7 de agosto de 2014

La Custodia Fluvial a través del Voluntariado

El mantenimiento de los bienes comunales ha sido desarrollado durante varias generaciones desde la voluntariedad y el acuerdo de vecinos y usuarios. Tal es el caso de los caminos que de manera secular han comunicado los pueblos para el intercambio comercial, de los canales y acequias que eran trabajadas por las comunidades de regantes o de las riberas de propiedad municipal. Estas labores altruistas recibían nombres diferentes en función de la geografía española, pero su significado era el mismo. Expresiones como las facenderas, “echar el cacho” o trabajar a prestación popular eran antaño comunes y daban lugar a un beneficio común. 

Los fondos europeos en los últimos años han permitido seguir con las labores de mantenimiento de cauces y riberas bajo la denominación de planes de cuenca. Con mayor o menor acierto se han acometido medidas cuyo objetivo, en principio, ha sido mejorar las condiciones ribereñas. Sin embargo, gran parte de las actuaciones duras de infraestructuras orientadas a la regulación de los cauces –motas y similares– no dieron el resultado esperado, por lo que en la actualidad se está procediendo a su retirada en muchos casos. 


Estas labores desarrolladas por las confederaciones hidrográficas eliminaron las labores altruistas de los habitantes del medio rural, al mismo tiempo que generaron empleo local. En la actualidad, la necesidad de continuar con las labores de mejora fluvial se complica en el sentido de que el alto nivel de desempleo puede chocar con el trabajo realizado desde el voluntariado. En esta encrucijada se encuentran los ayuntamientos del medio rural, con la obligatoriedad según la Ley de Aguas del mantenimiento de las riberas, pero sin los medios económicos necesarios. 

Por eso numerosas localidades han acogido con agrado las diferentes convocatorias de voluntariado que se desarrollan desde distintas entidades y agrupaciones, impulsadas por el menguado Programa de Voluntariado en Ríos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. Bajo estos proyectos se están pudiendo desarrollar actuaciones básicas pero efectivas, cuya mayor relevancia reside en la continuidad en el tiempo. Bajo esta premisa se aconseja persistir en zonas concretas cada año, más que realizar intervenciones dispersas y anecdóticas a lo largo de las riberas. 

En este planteamiento a medio y largo plazo es clave la implicación de la población local, de manera que se genere un hábito, lo que puede llevar a que se recupere el trabajo en beneficio a la comunidad que hasta hace poco era habitual. El maridaje del voluntariado rural y urbano permite establecer conexiones que abrirán otros campos de colaboración, pero se hace necesario empoderar de manera intergeneracional a los vecinos y vecinas de los pueblos en la mejora de las riberas. En este contexto, la custodia del territorio se convierte en la herramienta de gestión adecuada. 

A través de acuerdos entre ayuntamientos y entidades sin ánimo de lucro activas en cada comarca (culturales, ambientales, de pescadores, ganaderos, agricultores o mujeres.), se puede orquestar una plan de acción y gestión a largo plazo donde se reflejen los compromisos de cada una de las partes para una custodia fluvial continuada en el tiempo. La implicación de las confederaciones hidrográficas permitirá tener a todos los grupos de interés en un proyecto común. 

Este camino es el que ha venido recorriendo en los últimos cinco años la Confederación Hidrográfica del Duero en colaboración con entidades de custodia como la Fundación Tormes – EB dentro del LIC Riberas Protegidas del Tormes (Salamanca), WWF España en las Hoces del río Riaza (Segovia) o la Asociación Amigos del Canal “La Barcaza“ para favorecer la difusión de los valores del Canal de Castilla. No siendo una solución para todos los municipios con necesidades en la conservación de sus cauces, la custodia fluvial desde el voluntariado rural y urbano sí puede aportar apoyos concretos dentro de este ámbito de la gestión y mejora pública y participada de la biodiversidad.

martes, 10 de junio de 2014

106º Encuentro de ARBA-Extremadura en el CIAM

Durante este fin de semana un total de 25 hacendosos voluntarios de la asociación ARBA-Extremadura han trabajado con tesón y buen humor en la mejora de las formaciones vegetales del Centro de Iniciativas Ambientales que la Fundación Tormes-EB tiene en Almenara de Tormes.

Los voluntarios de ARBA-Extremadura trabajando en la zona de uso público del CIAM

Tras un lluvioso y ventoso invierno se generalizaron las caídas de chopos (variedad clon i-214) que se plantaron durante las primeras acciones de restauración de la antigua gravera para sujetar los taludes generados por la extracción de áridos. 

Superada hace 8-10 años su esperanza de vida, los árboles se han visto atacados en masa por plagas de hongos como Armiliaria sp. y Fomes sp. así como los insectos barrenadores (como Paranthrene tabaniformis) que han acelerado el desplome de ejemplares que superaban los 25 metros de altura, que además provocaban un devastador efecto dominó en su caída. 

Maquinaria pesada procede a la retirada de troncos tras la corta de este invierno.

Dado el peligro que suponía esta situación el equipo técnico de la Fundación tomó la decisión de cortar estas choperas (tarea desarrollada durante los últimos meses de invierno) y proceder a una paulatina revegetación con especies arbóreas y arbustivas autóctonas (fresnos, majuelos...) así como frutales de diversas especies, que junto con la función paisajística traen aparejada una función de alimenticia, al proveer de frutos a micromamíferos que a su vez sirven de presa para rapaces nocturnas, etc..

Una vista de la zona de Reserva del CIAM durante la extracción de troncos tras la corta.

Pero antes de todo eso, hay tareas de mantenimiento y mejora que hay que acometer, como la recogida de la materia vegetal muerta que quedó acumulada tras la corta y saca de chopos en cientos de metros de paseos de la finca. Y aquí entran nuestros amigos extremeños, que con una voluntariedad envidiable, junto con su habitual experiencia en intervenciones sobre masas forestales, su buen humor y gran sentido de la convivencia nos ha dejado un fin de semana de buenas experiencias en el 106º Encuentro de ARBA Extremadura, bajo el epígrafe “Arborízate”.

Volunatrias de ARBA-Extremadura recogiendo y amontonando ramas en zonas de gran inclinación.


Aspecto de la zona de Uso Público tras el amontonamiento de ramas y material vegetal muerta.

Además del duro trabajo de recogida y apilamiento de material vegetal muerta, también hubo tiempo para visitar los mejores exponentes arbóreos de la comarca del nordeste de salmantino, como el Moral de San Pelayo y el Alcornoque de los Carretos, en Valdelosa, y para disfrutar del ambiente cultural del municipio de Juzbado, que este sábado celebraba su V edición del Certamen de Pintura en el Medio Rural. Finalmente los “arberos” visitaron la Peña del Castillo y el Museo Geológico de la Falla de Juzbado, cuya musealización realizó la Fundación Tormes-EB junto con CmasC Publicidad. 

Vista nocturna del Moral de San Pelayo, incluido en la ruta de Catedrales Vivas, junto a la singular Iglesia románica del S. XII

En nombre de todo el equipo técnico sólo podemos reiterar una vez más nuestro agradecimiento de todo corazón a tod@s y a cada un@o de l@s voluntari@s de ARBA que dirigid@s por el incombustible Álvaro Tejerina han colaborado de manera tan ejemplar en la recuperación del paisaje de ribera de nuestra finca.

Cerca de 2.000 escolares han visitado el humedal de Almenara de Tormes en los últimos meses


Durante los meses de abril, mayo y junio de este año han sido alrededor de 2000 escolares de las provincias de Salamanca, Ávila y Zamora los que nos visitan y han visitado el humedal de Almenara de Tormes. La época preferente por los centros educativos es la primavera donde la biodiversidad está realzada y se puede disfrutar de la vegetación que rodea el centro, seguirle el rastro a los mamíferos que conviven con nosotros y observar la avifauna desde la orilla del río.


Los alumnos del CEIP Carmen Martín Gaite de Santa Marta de Tormes el pasado 23 de mayo.

Desde dos años de edad hasta quince años son las edades de los destinatarios preferentes en estos meses. Para ello, nuestro equipo multidisciplinar de educadores, formados en pedagogía, salud ambiental, biología y ciencias ambientales y con titulaciones en ocio y tiempo libre, se han dedicado a cada grupo visitante mostrando los usos tradicionales de las plantas, talleres de agricultura ecológica, interpretación del paisaje y etnografía, entre otras actividades.


El equipo de educadores durante 2014 junto con Carlos Tapia, director del centro y Víctor Pérez, técnico de la Fundación.

Nuestras opciones son variadas y adaptables al grupo visitante. Desde visitas de medio día hasta la realización de varias jornadas con pernoctación en nuestro ecoalbergue, elaboramos programaciones a la carta. Durante este tiempo, han sido los escolares los protagonistas, sin embargo, estamos abiertos a todo tipo de público visitante, familiar o asociacionismo. Sólo tenéis poneros en contacto con nosotros y comentarnos vuestras necesidades tanto formativas, recreativas o de descanso, como de organización. 


Alumnos del Centro Maestro Ávila finalizada la ruta del Camino de Santa Lucía, en Juzbado. 




lunes, 26 de mayo de 2014

Gastronomía botánica: una grata iniciativa

El término gastrobotánica ha sido creado por dos cocineros: Santiago Orts, también biólogo y su compañero Rodrigo de la Calle. Básicamente buscan acercar nuevos vegetales a la mesa, hasta ahora poco conocidos o bien abandonados en el uso hace tiempo. Han trabajado con la élite: Andoni Luís Aduriz, Quique Dacosta, Martín Berasategui o Paco Torreblanca, lo que indica su buen hacer y profesionalidad. Y es que dentro de las nuevas tendencias en la cocina lo natural está primando. No en vano, el nuevo gurú que ha sustituido a Adriá como número uno, René Redzepi, trabaja casi en exclusiva con vegetación danesa que recoge personalmente en el campo. Cada vez que descubre una nueva planta cuyo sabor le impresiona, la marca el Google Maps, lo que da cuenta de su aprecio por estos ingredientes. 

Al tener uno gran pasión por la botánica gastronómica he de decir que cada día de campo que salgo a probar planta, acompañado de cómplices de afición, me sorprendo con sus sabores. Hay especies que los que tienen huerta o están cercanos a la agricultura conocen de sobra. Plantas como el Amor del Hortelano o los denostados Cenizos, cuando aún son jóvenes se emplean es ensaladas enriqueciendo a la lechuga. Increíble. Lo mismo le ocurre al Ombligo de Venus, ese vegetal de hojas redondas que aparece en muros y paredes, un gusto de frescor y textura. 



Los pétalos de amapola y malva junto con las hojas tiernas del majuelo o espino albar, serán nuevos integrantes a aliñar con el mejor aceite y vinagre. Pero no quiero olvidar lo más sorpresivo de estos paseos botánicos: paladear un liquen. Nunca me había planteado probar estas Camisas de Piedra o de Árbol, aunque tengo escasos prejuicios es este campo. La "lobaria", como también se llama, tiene un claro gusto a seta, a champiñón fresco. No es de extrañar que sea uno de los platos del Noma de Redzepi en Copenhague. Y es que por lo que vemos nos tienen hipnotizados con una oferta cerrada y monótona de verduras y hortalizas.

 Una idea más que no quiero olvidar es la capacidad preventiva de muchas de las plantas citadas, para evitar la llegada de determinadas enfermedades. No lo interpreten como remedios milagrosos, no hablo de eso. Simplemente aporto los resultados de un proyecto desarrollado por el equipo de Ramón Morales y Javier Tardío, investigadores del Real Jardín Botánico de Madrid y del IMIDRA respectivamente. En dicho estudio reflejan que especies como la colleja o el cardillo presentan alta capacidad antioxidante. Es evidente que hay que echar una mirada pausada a estas plantas silvestres comestibles, pues ya se han consumido en el pasado y el desarrollo, la modernidad o la industria agraria las han dejado voluntaria o involuntariamente en el camino. 

Este objetivo es el que está buscando el Ayuntamiento de Santa Marta con su Proyecto de Custodia Ambiental, donde se conjugan la formación y la práctica en la recuperación de espacios en desuso. Todo gracias a la cofinanciación de los FEDER a través del Programa de Cooperación Transfronteriza España-Portugal (POCTEP). Bienvenido sea. Si quiere degustar estos placeres silvestres no olvide acompañarse de un profesional que conozca lo que recoge, sin provocar daños en el patrimonio natural y en la salud de los comensales. ¡Qué aproveche!

Más artículos de opinión de Raúl Tapia.


martes, 6 de mayo de 2014

Convivencia de inmersión lingüística en el humedal de Almenara

Y es que hasta las garzas reales hablan inglés. Por ello, coordinado desde la sección bilíngüe del IES Fernando de Rojas, hemos realizado para los alumnos del primer ciclo de la ESO unas jornadas, donde los alumnos tuvieran que convivir y realizar las actividades en la lengua inglesa. 


Brian realizando un taller sobre plantas aromáticas

Para ello, hemos contado con la colaboración de la Escuela de inglés, Hello, en Salamanca, donde tres de sus voluntarios han dedicado su tiempo a los alumnos. Brian, Mila y Anne, tres universitarios de los estados de New York, California y Kansas, han convivido con nuestro equipo de educadores para realizar dinámicas y educación ambiental relacionándose con el alumnado en la lengua inglesa y dando a conocer su país. 

Anne junto con Fernando, describiendo el bosque de ribera a los alumnos

Durante una de las rutas en los entorno de Almenara de Tormes

Durante los cuatro días que ha durado la convivencia, los alumnos del Fernando de Rojas han demostrado con notable alto, su nivel de conversación y respuesta en inglés, disfrutando de la primavera que nos ofrece estos días nuestro humedal en Almenara de Tormes, donde flora y fauna se despiertan del letargo invernal. Además de realizar senderismo e interpretación del paisaje, talleres ambientales, juegos grupales, hemos visitado el recién inaugurado Museo de la Falla en Juzbado, quién Jabito, técnico del Ayuntamiento, nos hizo una descripción del origen de la falla que comienza en el municipio, por supuesto, en inglés.

Peña del Castillo. Juzbado
Durante la visita al Museo de la Falla en Juzbado.




































Gracias a la Escuela Hello por su colaboración. Enhorabuena a Mila, Brian y Anne por gran trabajo y a nuestro equipo de educadores por su esfuerzo diario. 



sábado, 26 de abril de 2014

Aprendiendo a rastrear...aprendiendo a pensar

Durante este fin de semana un total de 25 alumnos están realizando el curso "Huellas, rastreo y seguimiento de fauna" en el Eco-albergue de la Fundación Tormes-EB e impartido por los expertos Jose Mª Galán y Javier Vázquez.



Una mezcla de gran entusiasmo y motivación se dejan ver en un grupo alumnos entregado desde las primeras dinámicas  establecidas como punto de inicio del curso.

Por otro lado, la gran experiencia y capacidad comunicativa de los ponentes, junto con el planteamiento eminentemente práctico y basado en las demandas del grupo, están haciendo que el aprovechamiento sea óptimo.



El entorno de ribera de la reserva natural de la Fundación Tormes-EB ha sido la guinda del pastel, regalándonos multitud de ejemplos reales de la rica biodiversidad que atesora este rincón del Tormes.


Nutrias, tejones, zorros, ginetas, andarríos y otros muchos de los discretos habitantes de la finca nos han dejado practicar con sus huellas y rastros, para deleite de los participantes.


El aprendizaje basado en la experiencia en campo, fundamentado en el conocimiento sobre la etología del animal rastreado y del propio entrono, han sido una de las pautas empleadas para trabajar en grupo.


Una serie de ejercicios con dioramas representando distintos ambientes de toda la Península han servido para inferir distintas y variadas hipótesis sobre el escenario representado.


Alternando con las distintas dinámicas planteadas por los docentes, se han realizado salidas para fototrampear con distintos modelos de cámaras.

En definitiva una experiencia muy interesante y motivadora con una eminente orientación práctica que está haciendo disfrutar a alumnos y docentes mientras ambos aprenden y aumentan sus conocimientos sobre el entorno y las especies que habitan en la ribera del Tormes.

jueves, 24 de abril de 2014

La dehesa de Castro Enríquez como escenario educativo.

Por tercer año consecutivo más de mil escolares de municipios de toda la provincia participan en el programa educativo “Vive la Dehesa”, promovido por la sección de Juventud de la Diputación de Salamanca, y desarrollado por la Fundación Tormes-EB.

La biodiversidad descubierta por ellos mismos, una de las facetas más interesantes para los escolares participantes.

En total más de 3.000 escolares de Primaria, Secundaria, Bachillerato y Ciclos Formativos han podido adentrarse en estos tres años en los paisajes adehesados de la Finca Castro Enríquez para conocer uno de los mejores reservorios de biodiversidad de la provincia, tanto por extensión como por número de especies.

En su visita al grupo de escolares del CRA Llanogrande, tanto el diputado de Juventud, Alfredo Martín, como el Director Provincial de Educación, Jesús Laborda, destacaron el aprovechamiento didáctico y vivencial que hacen los escolares de la visita, así como el entusiasmo de los docentes con una actividad que complementa a la perfección el currículo escolar. Ambos valoraron como necesario mantener los próximos años este programa dados las positivas evaluaciones realizadas por alumnos y profesores.


Alfredo Martín y Jesús Laborda charlan con los escolares en un momento de la visita.

Ante los escolares, reflexionaron sobre el modelo de vida actual, que ha relegado erróneamente el entorno natural a un mero entretenimiento, algo ocasional y accesorio. Sin embargo el aprovechamiento de los sistemas de dehesas lleva siglos demostrado sostenibilidad económica y ambiental

Además destacaron el enorme valor ecológico de estos paisajes agrosilvopastoriles, que suponen un importante nicho de oportunidades de futuro. Por ello es imprescindible que nuestros escolares puedan conocerlos y disfrutarlos, sentando las bases para un futuro sólido y localizado en la provincia, frente al alarmante despoblamiento actual. 

La etnografía charra está presente como parte del modo de vida en la dehesa.

Esta anualidad el programa educativo presenta dos interesantes novedades:

Por una parte la incorporación a la programación de “I+Dehesa”, un aula musealizada que a través de las nuevas tecnologías hace una síntesis de conceptos e historia relacionados con la dehesa. Por otra el establecimiento de la Finca Castro Enríquez como “Punto testing” de Biodiversidad Virtual, la mayor plataforma digital muestreo de biodiversidad.

Cada centro visitante realizará fotografías del entorno natural, incorporándose las mejores al fichero del que dispone Biodiversidad Virtual (www.biodiversidadvirtual.org). Posteriormente serán analizadas por un jurado especializado que premiará al centro educativo.

martes, 15 de abril de 2014

¡¡ Ya tenemos ganador del concurso "Esculturiza tus Residuos"!!


Tras un enorme éxito participativo el I Concurso CTR “Esculturiza tus residuos” ha finalizado con un total de 107 proyectos escultóricos remitidos desde todo el territorio nacional.

Tras una difícil deliberación, dada la originalidad y diversidad de enfoques aportados por los participantes, el jurado designado hace saber a todos los interesados que la propuesta ganadora ha sido el proyecto titulado:

  • “Almendro” de Adrián Castañeda Romero (Villares de la Reina, Salamanca) 

La elección se ha tomado en base a los criterios de utilidad para el objetivo didáctico perseguido, el uso de materiales reutilizados y/o reciclados, la creatividad y originalidad y por supuesto, el valor estético y artístico.

En palabras del propio autor, la obra es un símil entre la elegante explosión de vida que dibujan cada año los almendros en nuestro paisajes y la vida que vuelven a adquirir los materiales reciclados y reutilizados.

Por otra parte el jurado ha considerado oportuno otorgar dos menciones honoríficas sin dotación económica, para los siguientes proyectos:


“Árbol Ubuntu” de Beatriz M. Quintana Vega (Arroyo de la Encomienda, Valladolid) 
“El árbol sobre lo bueno y lo malo de la vida” realizado por los internos del Módulo 5 del Centro Penitenciario de Topas. 


De acuerdo con las bases del concurso, la entrega de premios tendrá lugar el próximo martes 22 de abril de 2014 a las 12.30 h en el Centro de Tratamiento de Residuos de Salamanca.


Desde la Fundación Tormes-EB y el CTR de Salamanca queremos agradecer a todos y cada uno de los participantes por su inestimable aportación y destacar la calidad y originalidad de todas ellas.

martes, 8 de abril de 2014

Land art como herramienta de trabajo en VoluntaTormes 2014

   De la mano de nuestros amigos de A mano cultura, este fin de semana los voluntarios han podido desarrollar su creatividad en el medio a través del Land Art. Una corriente de arte contemporáneo que utiliza como escenario el entorno natural y como herramientas de trabajo los materiales que nos ofrece el medio. Esta unión de escultura y arquitectura es totalmente efímera y está a expuesta a los elementos y procesos que día a día van cambiando el aspecto del paisaje como el agua, la erosión del viento y que van desdibujando hasta borrar las obras. 

  Las piezas que hemos realizado en el entorno del humedal de Almenara han sido diseñandas por Juanvi Sánchez, uno de los integrantes de A mano Cultura y cuyos últimos trabajos coordinados han sido las rutas de arte en la naturaleza como Camino de los prodigios en Miranda del Castañar o el Bosque de los espejos de San Martín del Castañar. 

   En nuestro caso, hemos desarrollado dos piezas. Los voluntarios han transformado el material como ramas, troncos de madera, tierra propia del suelo hasta dar con las formas idóneas para las representaciones.  

     Durante el sábado desarrollamos "El ojo que crece", situado a orillas del Tormes y como eje principal un joven saúco. 


Voluntarios americanos junto con el equipo de voluntarios participantes de este fin de semana


¿Un ojo que te mira? 

¿Un ojo que te ve? 
Él cambia cada día 
y tú, ¿cambias también?

Tú miras, él no mira. 
El tiempo no se ve.
El ojo crece en árbol 
y nada es como ayer




Resultado final de la pieza

Y durante el domingo, la intervención habló "De muros y casas" y de nosotros mismos que participamos de manera personal en la obra, aportand
o un elemento de forma individual o por parejas cuyo reflejo es nuestra vida. 



Con la pieza a punto de finalizarla

El viento comenzó la obra. 

Y lo que queda del caído, cobra vida, bajo la mirada de quién busca y encuentra pequeños espejos,
que son casas, que cuentan cosas... 

Y, en medio, el arte.




Entre el muro se pueden observar las casas que cuentan la historia de cada participante





miércoles, 2 de abril de 2014

Curso de rastreo y seguimiento de fauna

El rastreo es quizás la habilidad más ancestral de nuestra especie, un patrimonio cultural inmaterial que nos proporcionó información sobre la naturaleza, a lo largo de la evolución humana. Mediante la formación especializada entre  agentes forestales, guardas, guías de naturaleza y ayudantes de investigación,  se garantiza, la conservación de este patrimonio casi extinto en Europa.

Los próximos días 25, 26 y 27 de Abril desarrollaremos en la Reserva Natural de la Fundación Tormes - EB un CURSO PRÁCTICO centrado en esta temática.

Os damos las siguiente información del curso:


Matrícula: 105 € (docencia, guía huellas, regla angular, alojamiento y pensión completa)


Profesor: José María Galán, guía intérprete y guía especializado del P. N. Doñana. Evaluador del cybertracker de rastreo para la Unión Europea. Formado en África con bosquimanos

Programa:
Viernes
19:ºº a 21:30    Rastreo, búsqueda de información práctica en la Naturaleza.
21:30 Cena
22:30 Fototrampeo nocturno
Sábado
09:00 a 12:00   Reconocimiento de  huellas. Práctica 
12ºº a 14:00   Principios básicos de interpretación de rastros.
14:00 a 16ºº    Pausa comida
16:ºº a 18ºº    Aplicaciones prácticas del rastreo. Tres casos de Estudio
18ºº a  20ºº    Prácticas de campo. 
21:30 Cena
22:30   Fototrampeo nocturno


Domingo
09:ºº a 12:ºº     Identificación de rastros. Prácticas de campo
12ºº a 14:ºº      El rastreo de fauna y otros métodos de seguimiento no invasivos.
14ºº a 14:30     Evaluación y fin de la acción formativa.



DestinatariosEducadores ambientales, guardas forestales, fotógrafos de naturaleza, guías intérpretes y  ornitológicos, casas y centros de turismo rural.

Inscripciones y contacto: contacta@fundaciontormes-eb.org
Teléfonos: 923265953 // 654 77 65 72   Información: www.fundaciontormes-eb.org